martes, 18 de septiembre de 2012

El cuadernillo

 Al abrir el viejo arcón de mis recuerdos,
allí encontré un cuadernillo amarillento,
donde escribía a veces sonmoliento,
donde plasmaba risas y momentos.

Las bellas frases así aparecen tan borrosas,
mis ojos ya cansinos ,  recorren lentamente,
por un instante se detienen sutilmente...
En flor marchita, otrora, bella rosa.

En el infinito andar por los senderos
mi sombra se encamina en este dia,
la desazón, otrora algarabía...
Confunde al pensamiento con desvelos.

Repaso, viejas páginas plasmadas,
recorro tantas letras y promesas,
se acerca amaneciendo la alborada,
mientras mi cuerpo acalla las tristezas.

Las tapas voy cerrando lentamente,
tus hojas fuertemente aprisionadas,
no huyo, mas me alejo sutilmente...
Recordar no sirve, ya no quedó nada.

Apago ya la luz y cierro este desván,
con paso lento y torpe, me alejo de la puerta,
ya nunca la abriré, se quedará desierta...
Recuerdos tan arcanos, allí se quedarán.


Jorge Naonse 2012









Publicar un comentario