viernes, 10 de junio de 2011

Tomados de la mano 2


Amigos fuimos nuevamente,
nuestra amistad reanudamos
fueron dias, varios meses,
muy felices lo pasamos,
y nos vimos con frecuencia, 
a visitar a sus amigas 
nuevanente comenzmos.
...
Hoy recuerdo esos momentos
y los dos, allí estábamos.
A veces juntos, otras solo,
allí nos encontrabamos.
...
Hacia ella iba, sin empeño fijo,
charlábamos bailábamos,
y nuestras vidas comentábamos.
...
Ese Sábado que no estabas
hacia ellas me encaminé,
preguntando donde fuiste,
no lo sabemos respondieron...
Y con ellas me quedé. 
...
Allí, había otra amiga,
Alemana parecía,
mas, asegurarlo no podría,
quería hacer un baile
en su casa, de la calle Malaver,
si podría llevar amigos ella preguntó,
le rspondí que sí, a buscarlos ya partía,
ellas eran cinco, y yo, solamente uno,
no sabia mas que hacer
en esa hermosa casa de Florida...
Allí, en la calle Malaver.
...
Me apresuraron, me dijeron vete ya,
nosotras nos encargamos 
de la música y bebidas.
...
Como rayo yo marché,
volaba, por las calles de florida,
a mas de cien, en mi moto iba.
...
Mas de dos horas me pasé
allí, por San Martin,
después de ese tiempo
solo tres pude hubicar
y los cuatro en dos motos
a Florida nos marchamos...
Y a las diez, allí estabamos.
...
Fué una noche muy intensa
con dos discos nada mas
en uno cantaba Mina...
En el otro, Altemar.
...
Bailamos, bebimos,
algo mas también hicimos,
quizás nos excedimos
en algo por demás,
y, a las once de la mañana
decidimos terminar,
a San Martín nos fuimos...
Debíamos descansar.
...
Al encontrar mi dulce amiga 
a ella le pregunté.
¿Por qué no estabas en Florida?
Salí con un amigo, ella respondió,
y lo pasé muy aburrida,
le comenté lo de de la fiesta
en casa de su amiga,
y ella se enfureció, allí,
por las calles de florida.
...
Nuestra amistad no se rompió,
casi seis meses así pasamos,
y siempre iba a ella...
En la calle Talcahuano.
...
Cuantas noches en Baldhause
nos subíamos a las mesas
y cuantas jarras de cerveza
bailando nos tomábamos.
...
Todo fué, amistad sincera
nunca hubo un intento
de confundir nuestra amistad,
nunca, en ningún momento,
nada mas que nuestros besos
que según ella decía..
Era un café, un café
después de la comida.
...
Hasta que llegó ese dia,
y explicarme nunca pude.
¿Fué producto del alcohol
o de nuestras inconciencias?
Y pasó, lo que nunca debió pasar,
y luego, nos besamos
y también los dos lloramos,
se rompió todo el encanto
y la amistad la confundimos,
y después, nos despedimos
como siempre, tomados de las manos,
desde allí, nunca mas yo regresé,
y por siempre me alejé de Florida,
y nunca mas volví...
A la calle Talcahuano.

Jorge Naonse 1962 /1962
1965 1966