sábado, 24 de diciembre de 2011

Como Guijarros

Brisas de aire fresco, delicias de dulce miel,
tersura en tu boca,  sonrisa emanabas
y al rozar apenas mi piel...
El dulce fuego me acariciaba.
.
Con cálido viento, fresca y suave brisa
en esos años, tan nuestros creímos,
juntos estar, por el tiempo y sin prisa...
Y los dos, amar no supimos.
.
Tan llenos de encanto, allanando malezas,
tan llenos de dagas y dudas marcaron,
fueron momentos de bellas promesas...
Y nuestras tristezas, se amalgamaron.
.
¿Estábamos equivocados?
O más bién no preparados,
en senda y camino de dos vidas...
Solo quedaron, llagas y heridas.
.
Muy tarde cuenta nos dimos,
como la dicha se nos fugaba,
o quizás nunca supimos...
Conjugar en una, dicha y dos almas.
.
Así se han ido, encantos, momentos,
de nuestras almas alejándose fueron,
triste dolor consumado en los tiempos...
Llagas y dudas, se establecieron.
.
Como guijarros, descendiendo laderas,
disímiles rutas, abrieron caminos,
sendas opuestas hacia dos fronteras...
Momentos tan bellos, destruirlos quisimos.

Jorge Naonse 
derechos adquiridos.
Publicar un comentario